jueves, agosto 31, 2006

Como un grito interrumpido

Como un grito interrumpido enmudece el pájaro herido por la piedra.

*

Me he despertado sin mí; miro, veo los infinitos planos que me rodean.
Me he despertado lejos, fuera de mí.
En alguna parte que no es el «mí» que oigo trastear en la cocina;
y es que no es nadie sin café, ya lo sabes, sin el primer café.

**

aparto los ojos de la almohada
(temo ver
en ella
el rostro de Lázaro)

***

salgo por el espacio vacío que existe entre tu cuerpo y la esclavitud,
para decirte adiós con una mirada de rescate en los ojos;
hoy será un hoy distinto: como ascender desde lo profundo demasiado rápido,
como una borrachera de nitrógeno,

****

como las piedras
que bajo la lluvia
pierden sus relieves
y gritan
al sol
-hasta quedar sin voz-
que de nuevo las haga ser


*****

y salgo, porque no puedo evitar que se me llenen los ojos de mar,
ni olvidar tu deseo de viajar sin ases en la manga,
sin señas de identidad, sin pasaporte;
y me cojo de la mano y me arrastro (¡vamos, me digo, vamos!)
hasta el deseo de estar sola; sola sin mí
(vuelvo dentro de un rato)

******

Y vuelvo, sí, con jirones de infancia en los ojos,
soñando arenales, resistiendo el dolor y una antigua sed de mares.

*******

y ahora, dime:
cómo puedo explicarme, cómo,
que vengo de dejarte allí,
sola como un grito enmudecido,
como el pájaro
herido por la piedra,
como su voz (tu voz) que oculta en los enigmas,
quizá, no supe descifrar:
como un grito interrumpido hasta quedar sin voz.


indah

9 Comments:

Blogger Carz said...

Hola indah,

Tu poema me ha llevado a escribir otro... manejas los sentimientos de una manera tan plástica como sorprendente.

Te dejo mi abrazo, y mi admiración.

1:37 a. m.

 
Blogger indah said...

Hola, Carz.

Me alegra que te haya llevado a escribir un poema (decir otro, es excesivo, me temo), y te agradezco tus palabras aun cuando me parece que es al revés: son ellos los que me manejan a mí. Y no es que no me importe, desde luego que me importa, pero... generalmente es inutil protestar. (Bah, es una afirmación que puede sonar bastante absurda, pero ¿que suene absurda invalidad la verdad que encierra? Creo que no, claro que es un tema para hablarlo tranquilamente y al aire libre. Sí, quizá sí: hace demasiado calor :))

10:16 p. m.

 
Blogger Manue said...

Hace un calor de mil demonios. Que tristeza da ver los hermosos "praos" asturianos, antaño verdes, hoy amarillos

Manuel

11:00 a. m.

 
Blogger Capitán Alatriste said...

Memorables (dignos de memoria)

"...y salgo, porque no puedo evitar que se me llenen los ojos de mar,..."

"Y vuelvo, sí, con jirones de infancia en los ojos,
soñando arenales, resistiendo el dolor y una antigua sed de mares..."

El capitán se postra una vez más. Ante vos y ante sus versos.

1:39 p. m.

 
Blogger indah said...

Ay, Manuel. Si te ha parecido triste verlos tan agostados, imagina cómo se sienten aquellos (yo no puedo porque no consigo dejar de llorar) a quienes se les han quemado.

Qué lastima, al menos para mí que añoro tanto mi tierra. Y ya ves como repueblan: con árboles que no son autóctonos, árboles cuyas raíces destrozan el entorno (abstenerse quien opine que lo mismo hizo el PP, lo sé, no estoy hablando de política, sino de fregonas, trapos del polvo, y Netol, y de cómo se ha de limpiar una casa -a diario- para que no nos ahogue la mierd*). Mi pobre Galicia, tan bella, tan femenina; tan dulce, tierna y acogedora como una mujer. Pobrecita Galicia, pobre. Y pobres todos nosotros. Sin identidad, sin Patria, sin nada. Viviendo una separación de facto. Y promovida. Es igual, como si a alguien le importara mucho. Creo que debería abandonar España -me duele tanto-. Casi lo conseguí este verano, pero al final, no pudo ser. Bueno, es posible que.., quién sabe, la vida da tantas vueltas.

En fin. Adoro mi tierra. Lo sabes, ¿verdad?

11:03 p. m.

 
Blogger indah said...

Gracias, mi Capitán. Yo he disfrutado leyendo varios de los libros de A.P.R. Y no se me caen los anillo por decirlo, aunque la 'progre' literaria se muera de envidia ( todos -hasta yo que digo que no- escribimos con la esperanza de que nuestro trabajo sea reconocido). También me gusta Valle-Inclán, no creo que sean incompatibles. ¿Y tú?

Aís, que bien. Gracias. Muchas.

¡Dios mío, tengo que irme! :)

11:07 p. m.

 
Blogger Manue said...

Tengo un conocido, canario, profesor de Universidad, viajero incansable, que determinado día en el que todo le salía al reves y descontento con la politica universitaria del gobierno, no recuerdo el partido ¿que más da? y teniendo una oferta de una universidad australiana por dos años, pensó que lo mejor era emigrar. Pasaron los días,pensó y concluyo que lo que iba a hacer era huir de los problemas, que si quería afirmar su opinión debía combatir desde dentro. Se quedó. Los problemas que tenía, unos se resolvieron de una forma y otros de otra. Todos lo hicieron salvo uno "El de la enseñanza" que en su opinión está muchisimo peor. El sige luchando por sus ideas.

Obviamente, no quiero decir que este sea tu caso, pero ahí queda por si en algo puede servir una opinión difertente.

Manuel

PD: Si puedes y tienes tiempo, ve, mira y dime tu opinión ´"Poesía-del-movimiento"

1:33 p. m.

 
Blogger indah said...

Manuel, debo estar tonta, pero no encuentro la dirección correcta para ver 'Poesía-en-movimiento- Dios mío, qué precioso título.

Gracias por contarme lo de tu amigo. Bueno, él ya era catedrático :) Y tenía razón en quedarse y en quejarse de la educación: es una kk.

Ná, no me iré, no podría vivir -o malamente- lejos de España, de mi gente, de mis amigos; pero creeme que a veces no me faltan ganas: me sobran. Hoy es uno de esos días; y últimamente se sucen con tanta frecuencia que aún no he decidido qué es preferible, si profesar en un convento de clausura o ... ¿? Sabe Dios :)

Gracias, amigo mío, por estar ahí.

10:28 p. m.

 
Blogger Manue said...

Indah, es POESÍA-DEL-MOVIMIENTO.

Hamlet, murio en la duda de no saber responder a la pregunta ¿ser o no ser?.

De una decisión nunca sabremos si fue o no fue la mejor. Lo que si sabemos es que FUE.

Lo importante es decidir.

Vivir en la duda solo conduce a la destrucción.

Un beso y una flor. Manuel

8:59 a. m.

 

Publicar un comentario

<< Home