martes, septiembre 13, 2005

Desvelos I






Desde el fondo del tiempo
oigo toda la noche caer sobre la tierra

Miguel Arteche




I

Insomnio (airado)



Tengo un airado y estremecedor insomnio entre las manos;
y junto a él, apilo las tristes cicatrices de otras noches:
los sueños no soñados, los besos no besados,
los pensamientos torpes que nunca deseé.
Longitudes inmensas; níveos sudarios de dudosos desiertos.

Ansias tan irritadas como airadas, deseos y nostalgias
-insomnes unos y otros- reconquistan mi cama.

¿Los ves? Son mis propios y aciagos penitentes, almas en pena
que por ella -calle Mayor arriba, calle Mayor abajo-
pasean una sacrílega procesión de desencantos
y de ansias perdidas, y enredadas, en las aristas del mísero cristal
-pues no es espejo- de cada noche en vela que me tocó vivir.


indah

2 Comments:

Blogger UMA said...

Ohh! que habìa un tremendo STOP aquì!:)

Gracias por ese insomnio tan rico! y tan oportuno para mi pseudoinsomnio de anoche! al fin conciliè el sueño, simulando no ver los 'trozos de cristal';)
Besazo, nè.
Mil gracias.

-a por las letrillas!

7:17 p. m.

 
Blogger indah said...

Lo había, lo había..., y así hasta mediados de la semana que viene; pero recuerda que tú 'creías' que en algún descansito... ¿no? Pues eso. Pero es una lata porque se leen en dirección contraria :)), haciendo bueno aquello de: "los últimos serán los primeros".
Bueno, voy a ver si como algo y me dejo caer no sé si ya directamente en la cama. Puff. Estoy muertaaaa :))

9:46 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home