jueves, octubre 02, 2008

«Yarak» (*)



Voy a quemar despacio:
el deseo
el sostenido equilibrio de tu voz
tu forma de quererme
las sombras
el enigma
y mi vestido de gala
en el árido espacio de la intemperie de tu cuerpo

también lo inevitable:
la mentira
lo vano
lo que ofende
la insolencia
las miradas vagas
los desiertos reales
los cambios de estaciones
y mi propia conciencia
que me advierte
de que podría prolongar esta enumeración hasta mañana.

Sin fiador ya: salvaje, libre,
volaré en pos de los pájaros heridos de mis sueños.
Hasta que vuelva a existir.
Hasta que vuelva a estar
a ser
a respirar.
Hasta que de nuevo te encuentre y me recoja.
Hasta que te dé nombre.
Hasta que te nombre.
Hasta que, otra vez, te evoque como un credo.

indah



*Yarak: palabra de origen indio. "Se dice que un azor está en «yarak» cuando se encuentra óptimamente templado para la caza".

8 Comments:

Blogger Joshua Naraim said...

Otra versión de Yarak.

Término arcaico, posiblemente persa (algunos piensan que turco) que procede del término "yaraki" que significa fortaleza; un estado de salud óptimo pero en el que el ave está hambriento y listo para la caza, en alerta.

Cuando te leo estoy en yarak, no puedo evitarlo.

Tu poema ha sido una invitación a zambullirme y descubrir el arte y el mundo de la cetrería.

Como vos volaré en pos de los pájaros heridos de mis sueños.

Un abrazo.

12:12 a. m.

 
Blogger Ego said...

Templada para la caza
o superviviente,
te mando un bico hindú
con ansias de viajar a Australia.
Un saludo

2:22 a. m.

 
Blogger Carz said...

Porque el credo de tu nombre
atraviesa los años
y mi insolencia
desata tu risa
como una enredadera.

Porque volví a ver casas con geranios
en una aldea de tu tierra:
eran azules las paredes
y de madera.


Un beso, amiga mía.

4:14 a. m.

 
Blogger f g m said...

TRAZO

Intentaré borrar de un trazo
el cuadro
el que apenas empezamos a pintar
con tus ojos de paisaje
los sueños
las promesas
y el camino a ninguna parte
que tan bien quedaba contra el mar y contra el cielo.

no lo romperé con rabia
con odio
o con ansia
no me vengaré
sobre el lienzo
no usaré
la fuerza contra él
simplemente
rápidamente
valientemente
de un trazo largo y firme y negro lo ocultaré para siempre

Sobre ese fondo negro,negro pero nuevo
pintaré despues de blanco lo que reste de mi vida
y lo que no tenga ese color, dejaré de pintarlo
lo dejaré morir bajo la losa
negra, pesada
como enterrado
y allí me quedaré hasta definitivamente
saber que no queda ya nada de ti
ni en mi mente ni en mi alma
que ya estás tachada y olvidada
como aquel cuadro que fuimos,
de un trazo, de un trazo tan solo

-----
------

(usted me perdonará, Señora. pero es que , a veces, necesito esta especie de gimnasia.

----
FELIZ NAVIDAD

8:40 p. m.

 
Blogger indah said...

Gracias, Joshua. Me encanta que me ayudes a entender mejor el significado de las palabras. Tan traicioneras a veces.

Espero que estés bien. Lo deseo.

indah

12:35 a. m.

 
Blogger indah said...

"Templada para la caza
o superviviente,
te mando un bico hindú
con ansias de viajar a Australia.
Un saludo"

Todos somos superviviente, Ego. Cada día lo hacemos. Gracias por recordármelo. Y por ese beso hindú, con aroma a carry : ) Australia creo que es uno de los mejores lugares para vivir, Sidney, al menos, lo malo es que está muy muy lejos.

Gracias por tu comentario. Muchas.

indah

12:37 a. m.

 
Blogger indah said...

"Porque el credo de tu nombre
atraviesa los años
y mi insolencia
desata tu risa
como una enredadera.

Porque volví a ver casas con geranios
en una aldea de tu tierra:
eran azules las paredes
y de madera.


Un beso, amiga mía."

Ay, Carz, algunas aldeas de mi tierra son raras, aunque no tanto como yo : )

Gracias por tu beso. No sabes qué bien me viene.

indah

12:39 a. m.

 
Blogger indah said...

"y allí me quedaré hasta definitivamente
saber que no queda ya nada de ti
ni en mi mente ni en mi alma
que ya estás tachada y olvidada
como aquel cuadro que fuimos,
de un trazo, de un trazo tan solo"


Hola Mac : )

Feliz Navidad. Muy feliz.

Buen poema, por cierto. Gracias, me ha gustado mucho leerlo.

Y, supongo que lo recuerdas, pero por si no...

Déjame

Déjame si quieres.
Sola,
frente al mar.

Déjame navegar sin rumbo
(a palo seco)
sin tus cartas.
Sin mapas.

Deja que la sed martirice mi cuerpo
que el sol ciegue mis ojos,
que el salitre cuartee mi piel
centímetro
a centímetro.

Deja que la inmensidad, el miedo y la locura
me obliguen a desear la muerte.

Déjame.

Como quieras.

Si quieres.

Pero nunca permitas
que tu olvido me olvide.


indah

pd

bn/qd

12:40 a. m.

 

Publicar un comentario

<< Home